24 de diciembre de 2013

Bones Festes amb Torró de Xocolata amb Festucs / Turrón de Chocolate con Pistachos y Felices Fiestas !!!!!!

El turrón de chocolate es un éxito asegurado y como detalle para regalar siempre queda bien.  Le ponemos unos lazos y unos adornos navideños y seguro que triunfamos. Es muy fácil de preparar aunque, eso sí, es para hacerlo con Thermomix (TM31), aunque seguro que es fácil de adaptar a la cocina tradicional. 

Us desitjo un Bon Nadal i que en el proper any veiem realitzats tots els nostres projectes!!!!

Os deseo una Feliz Navidad y que el próximo año veamos realizados todos nuestros proyectos!!!!!!




Ingredientes para dos tabletas:

  • 250 gr. de chocolate fondant en trozos
  • 250 gr. de chocolate con leche
  • 10 gr. de manteca de cerdo
  • 20 gr de mantequilla
  • 200 gr. de pistachos pelados


Molde: Un brick de leche cortado por la mitad y forrado con papel de horno

Preparación:

Primero preparamos el molde. Ahora es muy fácil encontrar moldes para el turrón en tiendas de menaje, pero también podemos utilizar unas cajas de madera o como hago yo, unos bricks de leche partidos por la mitad y forrados con papel de horno.

Ponemos los chocolates en el vaso y programamos 30 segundos, velocidad progresiva 5-10.

La preparación recién hecha.

Incorporamos la manteca y la mantequilla y programamos 5 minutos, temp. 37º, vel. 2. En la receta original utilizaba sólo 30 gr. de manteca pero a mi me gusta más utilizar mantequilla y un poco de manteca.

Incorporamos los pistachos por el bocal y mezclamos durante 15 segundos a velocidad 3.

El turrón ya frío

Vertemos la preparación en el molde que teníamos preparado y lo extendemos bien rellenando bien las esquinas y aplanando y alisando la superficie.  Lo dejamos enfriar y cuando esté sólido ya podemos desmoldarlo.


En lugar de pistachos podemos ponerle almendras, avellanas,.... lo que más nos guste. También una mezcla de frutos secos y tendremos un "torró de músic", o trocitos de naranja. Admite muchas posibilidades.

Espero que lo disfrutéis.

Carpe Diem!!!!

18 de noviembre de 2013

Cassoulet de Lyon

Hoy es día de publicación en el Circulo Whole Kitchen y la propuesta no ha podido ser más acertada: la Cassoulet!!!

Este plato nos gusta muchísimo y siempre que vamos o pasamos por Francia paramos en el super para comprar unas cuantas latas que guardamos en la despensa. En esos días en los que no tienes nada preparado y apetece comer algo calentito, abres una lata, la calientas un poco y tienes un plato estupendo. Eso sí, hay que coger latas de muy buena calidad.

Pero esta vez la Cassoulet la hemos preparado en casa, de forma tradicional, dándole tiempo a los ingredientes para prepararlos y para luego cocinarlos a fuego lento. Era la primera vez que la hacía y como iba justa de tiempo no he podido rectificar algún pequeño detalle que, por los ingredientes que yo utilicé y por el horno que tengo, que va a toda pastilla, tendría que haber vigilado más ya que me quedó algo seco. Pero de sabor estaba delicioso, así que la próxima vez en la que ya tendré más experiencia, la haré un poco más caldosa que nos gusta un más. Y ya sin más vamos a por la receta.

Whole Kitchen en su Propuesta Salada para el mes de Noviembre nos invita a preparar un clásico de la cocina francesa: Cassoulet.





Ingredientes:
  • 300 gr. de judías del "ganxet"
  • 150 gr. de carn salada (panceta)
  • 2 dientes de ajo
  • 1 bouquet garní
  • Pimienta en grano
  • 1 butifarra
  • 1 confit de pato
  • 1 litro ce caldo de carne
  • 200 gr. de pan del día anterior rallado
  • 2 cucharadas de perejil picado fin

Preparación:

Ponemos las judías a remojo durante unas 6 horas. Este tiempo puede variar dependiendo de la clase de judía que se utilice.

Escurrimos las judías y las ponemos en una cazuela con la panceta, los granos de pimienta, los dos dientes de ajo pelados y el bouquet garní. Cubrimos con el caldo de carne y lo dejamos hervir a fuego suave. En mi caso las dejé durante hora y media. 


Mientras escaldamos la butifarra y cuando esté lista la reservaremos en el recipiente que luego utilizaremos para cocer en el horno. También escaldaremos el confit de pato para darle un poco de temperatura y poder sacar mejor la piel. Lo reservamos en el mismo recipiente junto a la butifarra. Cogemos un poco de su grasa y la añadimos a la cazuela donde se están cocinando las judías para que les de sabor.

Cuando haya pasado el tiempo, sacamos el bouquet garní y traspasamos el contenido de la cazuela al recipiente donde tenemos reservados la butifarra y el confit de pato. Espolvoreamos con el pan rallado.



Introducimos en el horno y dejamos cocinar durante unos 60-90 minutos, dependiendo de las judías a una temperatura de 160º.  Es importante tener un poco más de caldo para poder añadir en caso de que la cassoulet quede seca.

Espolvoreamos con perejil y servimos.



Seguro que encontraremos un montón de deliciosas propuestas de cassoulets de todas las participantes. Espero que las disfrutéis.

Carpe Diem!

15 de noviembre de 2013

Carbassa Confitada

La calabaza no era una de las verduras que entrara por mi cocina con mucha asiduidad pero desde hace un tiempo cada vez me gusta más. Además permite mil y una preparaciones tanto saladas como dulces por lo que se está convirtiendo en un imprescindible. 

Y para una de esas tardes otoñales, en las que fuera se oye el silbar del viento, ves las ramas de los árboles bambolearse a un y otro lado, comienza a caer una lluvia fina y silenciosa... entonces apetece tener a mano una buena taza de té, un buen libro o una buena película y algo dulce para picar. Así que antes de que todo esto pase hemos de haber preparado nuestras calabazas confitadas que, aunque entretenidas,  son muy fáciles de hacer y muy resultonas.

La receta la vi en el libro Cocino para regalar de Paola Loaldi.




Ingredientes:
  • 500 gr. de calabaza
  • 100 gr. de azúcar
  • 1 vaina de vainilla
  • 200 gr. de chocolate para fundir




Preparación:

En una olla con fondo grueso ponemos 100 ml. de agua , el azúcar. Abrimos la vaina de vainilla por la mitad longitudinalmente, sacamos las semillitas y las echamos al agua, al igual que la vaina. Llevamos a ebullición, removiendo y que el azúcar se vaya disolviendo. Lo dejamos cocer hasta obtener un almíbar fluido.

Introducimos la calabaza que habremos cortado a bastoncitos y la coceremos durante 2 minutos. Apagamos el fuego y dejamos la calabaza sumergida en el almíbar durante aproximadamente 15 minutos. La escurrimos y la ponemos a secar en un rejilla. Esta operación la vamos a repetir unas 4 o 5 veces hasta que la calabaza se haya endurecido y las dejamos secar un día entero.

Fundimos el chocolate al baño María,  sumergimos los bastoncitos hasta su mitad y los dejamos que se enfríen completamente hasta que queden bien endurecidos. Y ya están listos!

Se conservan hasta 1 mes guardados en un tarro de cristal o hermético y en un lugar fresco y seco.


Os animo a que los preparéis y disfrutéis.

Carpe Diem!


31 de octubre de 2013

Els Macarrons de Casa

Hoy quiza debería publicar alguna receta más típica de este día con castañas, boniatos, dulces, .... pero las castañas y los boniatos las asaremos está noche, los panellets los hace una amiga, y otro tipo de dulce este año no hacemos... pues nada: Vengo con unos ricos macarrones. Los de casa, los de toda la vida, los que me traen recuerdos de niña y los que ahora también le preparo yo a mi hijo.

Al igual que pasa en muchas otras recetas, en cada casa hacen los macarrones con su toque especial. Aunque los preparo de muchas maneras, hoy os traigo los que se han hecho en casa de toda la vida. A mi de pequeña, como a todos los niños, me gustaban mucho, y ahora de mayor, siguen gustándome! Como llevan salchicha los hago de plato único y me van muy bien principalmente cuando mi hijo tiene partidos a primera hora de la tarde porque a él le aportan todos los nutrientes necesarios y a mi me facilita el trabajo ya que puedo dejar el sofrito hecho de antemano y luego hervir los macarrones es un momento. Un plato muy sencillo y que en casa nos gusta mucho.



Ingredientes para 4 platos completos:

  • 1 cebolla grande
  • 200 ml de tomate frito. Si es hecho en casa (mucho mejor) yo le añado un par de cucharadas de tomate concentrado para que le dé color
  • 2 cucharadas de foie gras
  • salchichas 3 por persona.
  • 250 gr. de macarrones.
  • Queso rallado, el que más os guste.



Preparación:

Cortamos las salchichas en trocitos y las doramos con un poco de aceite en una cazuela. Las sacamos y las reservamos. Mientras pelamos y picamos la cebolla bien fina con un robot de cocina. También la podemos rallar con el rallador. En la misma cazuela sofreímos la cebolla a fuego lento hasta que se dore, añadiendo un poco de aceite si fuera necesario. Añadimos el tomate frito le damos unas vueltas e incorporamos las dos cucharas de foie gras o paté y mezclamos bien. Incorporamos las salchichas reservadas y mezclamos.

Mientras ponemos agua a hervir en una olla y cuando rompa el hervor añadimos los macarrones y los dejamos hervir según nos indiquen en el paquete o nuestro gusto. Cuando estén listos los escurrimos y los incorporamos al sofrito. Lo mezclamos para que se integre todo muy bien y lo servimos con un poco de queso rallado por encima. Normalmente uso Parmesano pero en esta ocasión le puse Ennmental porque al ponerlo sobre los macarrones calientes se deshace un punto que me gusta mucho.


Espero que lo disfrutéis i BONA CASTANYADA!!!!

Carpe Diem!

18 de octubre de 2013

Sopa Minestrone

Comenzamos una nueva temporada con el Circulo Whole Kitchen y una vez más la propuesta ha sido todo un acierto. Con el verano y el calor las sopas calientes las tenía postergadas pero aprovechando que ha llegó un poco de fresquito, al menos para unos días porque dicen que las temperaturas volverán a subir, el lunes por la noche nos cenamos un buen plato de esta deliciosa sopa. Y no sabéis como la disfrutamos... después de estar cuatro horas "plantada" en el patio del colegio mientras mi hijo entrenaba "doble".... me ha salido deportista!!!

Whole Kitchen en su Propuesta Salada para el mes de Octubre nos invita a preparar un clásico de la cocina italiana: SOPA MINESTRONE

Mi receta es algo diferente de la propuesta por Whole Kitchen ya que he adaptado un poco las verduras a nuestras preferencias y en lugar de agua he utilizado caldo de jamón para darle un toque.




Ingredientes:
  • 1 cebolla
  • 3 lonchas de 1 cm de grosor de "cansalada viada salada"  (panceta salada)
  • 100 gr. de champiñones
  • 1 tallo de apio
  • 1 manojo de espinacas frescas
  • 2 puerros
  • 2 zanahorias
  • 1 trozo de calabaza
  • Un puñado de judías verdes
  • Un puñado de guisantes
  • 2 litros de caldo de jamón
  • Aceite de Oliva
  • Albahaca
  • Sal


Preparación:

Cortamos la panceta en tacos pequeños.

Limpiamos y preparamos las verduras: Pelamos y picamos la cebolla. Los champiñones los troceamos pequeños al igual que las zanahorias, la calabaza, las judias verdes y el tallo de apio. Los puerros los cortamos en rodajas finas. Lavamos las hojas de espinacas y si queremos las troceamos. En mi caso las dejé enteras porque eran hojas pequeñas.


Sofreímos la cebolla en una olla con un poco de aceite y cuando haya tomado color añadimos la panceta y damos unas vueltas. Agregamos el resto de las verduras y lo dejamos sofreír todo junto unos 5 minutos removiendo de vez en cuando. A continuación añadimos el caldo de jamón, tapamos la olla, bajamos el fuego al mínimo y lo dejamos cocer lentamente durante 2 horas.



En el momento de servir añadimos a la sopa unas hojas de albahaca cortadas en juliana fina y removemos bien.

También podemos añadir un poco de pasta pequeña. Como dio para dos veces en una añadí pistones porque a mi hijo le gusta que haya un poco de pasta o arroz en la sopa.


Estoy deseando ver todas las propuestas que publicareis!

Carpe Diem!

4 de octubre de 2013

Champiñones Rellenos

Dicen que este fin de semana notaremos el cambio en las temperaturas. A ver si es verdad porque ya estoy cansada de tanto calor y más que del calor en sí, del bochorno y humedad del ambiente, porque a decir verdad, tampoco es que las temperaturas sean tan  altas... 

Y como bajaran las temperaturas no me dará pereza encender el horno así que tengo pensado hacer unas cuantas preparaciones. Una de ellas serán estos champiñones rellenos. Como acompañamiento, primer plato, aperitivo... a nosotros nos gustan mucho.


Ingredientes: (no pongo cantidades porque dependerá de cuantos hagáis)
  • Champiñones
  • Jamón serrano en loncha gruesa
  • Cebolla
  • Queso rallado


Preparación:

Picamos bien la cebolla y la ponemos a sofreír en una sartén con un poco de aceite y la dejamos hasta que tome color. 

Limpiamos los champiñones y les quitamos el pedúnculo que troceamos finamente y añadimos a la sartén cuando la cebolla haya tomado color.

Mientras  picamos en daditos pequeños el jamón serrano y cuando los champiñones y la cebolla estén listos lo añadimos a la sartén y le damos unas vueltas para unir todos los ingredientes.

Rellenamos los champiñones y los espolvoreamos con queso rallado. Los metemos en el horno precalentado a 180º unos 15 minutos o hasta que estén hechos.


Una receta sencilla y rápida que espero disfrutéis.

Carpe Diem!

20 de septiembre de 2013

Calamares en Salsa

Hoy una receta sencilla, de las de toda la vida y que siempre sale bien.  Ya de pequeña era un plato que me gustaba  mucho porque sólo tenias que pinchar y comer y estaba riquísimo. Y además llevaba tomate: el ingrediente estrella de toda alimentación infantil (y no tan infantil).  Lo más importante es la calidad de los calamares. Yo normalmente lo hago con calamares frescos, pero también puede hacerse con calamares congelados, eso sí, es muy importante que sean de calidad para que nos queden tiernos. 


Ingredientes:
  • Calamares
  • Cebolla
  • Tomate Frito
  • Vino blanco
  • Perejil
No  pongo cantidades concretas porque dependerá de la cantidad que preparéis.



Preparación:

Pelamos y cortamos la cebolla en juliana si es grande la cortamos por la mitad para que no nos quede muy larga. La ponemos a sofreír en una cazuela con un poco de aceite a fuego suave. Mientras limpiamos los calamares y los ponemos a escurrir. Cuando la cebolla esté lista añadimos el tomate frito (mejor si es hecho en casa) y le damos un par de vueltas. Incorporamos los calamares, mezclamos y dejamos cocer unos 20 minutos a fuego suave removiendo de vez en cuando y vigilando que no se sequen ni se peguen. Pasados los 20 minutos añadimos el perejil y un un poco de vino blanco, tapamos y dejamos otros 10 minutos rectificando de sal.

A mi me gusta con acompañamiento de arroz blanco pero también queda bien con unas patatas fritas o al horno. Y de lo que no se puede prescindir es de un buen pan para mojar en la salsa.


Espero que lo disfrutéis.

Carpe Diem!

13 de septiembre de 2013

Tian de Berenjenas y Tomate con Queso y Anchoas.


Vaya título largo que me ha salido para incluir todos los ingredientes. Lo iba a llamar "Tian de berenjenas y tomate con tropezones", pero no me acababa de gustar porque la anchoa y el queso, bien bien tropezones, pues como que no. Otro era ponerle la coletilla de "....con acompañamiento", pero tampoco me gustaba. Así que he dejado éste, que con sólo leer el título, ya sabemos que sabores vamos a encontrar en este tian.

Cuando estuvimos en la región de la Provenza disfrutamos mucho con la cantidad de hortalizas frescas que vimos en los diferentes mercadillos y con su degustación. Eran muy frescas y con mucho sabor. Una de las muchas formas que tienen de cocinarlas es el "tian" que se refiere tanto a la forma de cocinarlas como al recipiente en que se cocina. El recipiente es normalmente de cerámica o gres. La forma de cocinarlas pasa por la disposición de las hortalizas, la cocción al horno y gratinado. A ello pueden añadirse otros ingredientes.

Aquí la variedad de recetas es toda la que se pueda imaginar y ya tengo en mente unas cuantas combinaciones que quiero probar. De momento os dejo esta que ha sido la primera, con unos ingredientes poco arriesgados pero que combinan estupendamente y que nos gustó muchísimo. Es perfecto como primer plato o como acompañamiento.




Los ingredientes dependerán de la cantidad que queráis preparar y del tamaño de los mismos así que no los pongo exactos.

Ingredientes:

  • Berenjena
  • Tomate 
  • Anchoas
  • Queso rulo cabra
  • ajo que cortaremos en láminas
  • aceite
  • pan rallado mejor si es grueso
  • Hierbas de Provenza u Orégano




Preparación:

Precalentamos el horno a 180º.

Según la fuente a utilizar y la cantidad que queramos hacer lavamos y cortamos una o dos berenjenas por la mitad longitudinalmente. Les hacemos unos cortes y les introducimos unas 3 - 4 láminas de ajo en cada mitad. Las envolvemos en papel de aluminio y las ponemos a asar en el horno.

Cuando estén cocidas les sacamos la piel y las ponemos en la fuente, que habremos pincelado con un poco de aceite, ligeramente chafadas con un tenedor. Por encima echamos el queso desmenuzado y las anchoas y cubrimos alternando rodajas de berenjena y tomate que tendremos preparadas. Para ello lavamos la berenjena, la cortamos a lo largo y cortamos trozos regulares. Hacemos lo mismo con el tomate. Una vez compuesto todo el plato lo rociamos con un hilo muy fino de aceite, espolvoreamos con un pellizco de hierbas de Provenza o de orégano y un pellizco de sal. Finalmente espolvoreamos con pan rallado.



Espero que lo disfrutéis.

Carpe Diem!

10 de septiembre de 2013

Berenjenas Confitadas receta para Thermomix

La berenjena es una de las verduras que más me gustan. Asadas, fritas, rellenas, rebozadas, en tortilla,... son deliciosas de todas las maneras. Esta receta es para realizar en thermomix pero se puede adaptar perfectamente a la cocina tradicional. Además se puede hacer conserva, así que para todos aquellos que tengan la suerte de tener huerto y excedente de berenjenas es otra opción. Una receta fácil y sencilla, con pocos ingredientes y poca preparación.


Ingredientes:

  • 800 gr. de berenjena 
  • 60 gr. de aceite de oliva
  • 60 gr. de azúcar moreno
  • 60 gr. de cerveza
  • 15 gr. de vinagre de manzana
  • 1 cucharadita de sal



Preparación:

Lavamos y cortamos las berenjenas con piel en trozos grandes. Ponemos el aceite en el vaso de la thermomix y calentamos 5 minutos, Varoma, vel 1. Si los trozos son grandes dejarlos 8 minutos.

Agregamos la berenjena y programamos 10 minutos, Varoma, velocidad cuchara, giro a la izquierda.

Añadimos el azúcar y programamos 8 minutos, Varoma, velocidad cuchara, giro a la izquierda. En este paso ponemos el cestillo para facilitar la evaporación.

Incorporamos la cerveza, que en la receta original es negra, el vinagre y la sal y programamos 8 minutos, Varoma, velocidad cuchara y giro a la izquierda.

Y ya lo tenemos listo. Lo podemos espolvorear con sésamo tostado que le da un toque especial o acompañarlo de queso rulo de cabra troceado y con un hilo de miel, que también queda muy rico.


Espero que lo disfrutéis.

Carpe Diem!

3 de septiembre de 2013

Clafoutis de Cerezas

Ya estamos en Septiembre y comenzamos a adaptarnos a los horarios y a las rutinas que en mi casa tendrán su momento cumbre el próximo jueves 12 en que comienza el curso escolar. Esta semana es la de preparativos y compras: Acabar de forrar libros, comprar una mochila nueva (la del curso anterior quedo inservible) lápices, colores, gomas de borrar que desaparecen por arte de birlibirloque y reaparecen en lugares insólitos... pero, que hi farem.... a mi me pasaba lo mismo y tampoco podía aprovechar casi nada de un curso a otro.

Pero sí que podemos aprovechar que aún queda alguna que otra cereza para preparar un rico clafoutis, sencillo de preparar y delicioso. Además de las cerezas admite otras frutas como albaricoques, melocotones o ciruelas y todas las que queráis probar. Así que no tenéis excusa.

Podéis encontrar en la red multitud de recetas y formas de prepararlo. Al ser un dulce tradicional francés, hay tantas recetas como casas. Yo es dejo la que preparo en casa y que ha quedado como definitiva después de varias pruebas. 



Ingredientes:

  • 500 gr. de cerezas
  • 4 huevos
  • 1 paquete de azúcar vainillado
  • 50 gr. de harina de reposteria
  • 50 gr. de Maizena
  • 100 gr. de azúcar moreno
  • 200 cl de leche
  • 200 cl de nata líquida
  • una pizca de sal




Preparación:

Precalentamos el horno a 180º.  Deshuesamos las cerezas. Engrasamos un molde con mantequilla.
Mezclamos la Maizena con la harina y la pizca de sal  y lo tamizamos sobre un cuenco. Añadimos el azúcar y los huevos batidos y mezclamos bien. Añadimos la nata y la leche y seguimos mezclando hasta obtener una crema.


Ponemos las cerezas en el molde que teníamos engrasado y echamos la mezcla por encima. Ponemos en el horno hasta que este cocido. Unos 30-40 minutos aproximadamente. Si vemos que se nos tuesta mucho y no ha cuajado lo cubrimos con papel de aluminio. Para saber si está bien cocido pinchamos con una brocheta o cuchillo y si sale seco es que esta cuajado.

Habitualmente se come templado pero a nosotros frío, de temperatura ambiente, no de nevera,  nos gusta más. Si sobra se puede guardar en la nevera pero sacarlo un rato antes de comer para que atempere.



Espero que os animéis y lo probéis, seguro que lo disfrutaréis.

Carpe Diem!

2 de agosto de 2013

Brochetas de Pollo Lacadas con Sésamo

Hoy es el día en el que la mayoría de gente que conozco comienza sus vacaciones. A mi me queda todavía una semana por delante para ello pero.... este año ya he hecho quince días en julio! Así que no me puedo quejar. Eso sí, creo que pillamos los días más calurosos para irnos a La Provenza, aunque mereció la pena sólo por ver y oler los maravillosos campos de lavanda de los que estoy completamente enamorada.

Abbaye Notre-Dame de Sénanque


En Xavier Amagat
Y claro no podía faltar probar un helado sabor Lavanda.

Gelat de Lavanda

Desde bien pequeña el olor a lavanda me ha despertado sensación de frescor y optimismo y tenía muchísimas ganas de ver, sentir, oler un campo de lavanda..


Y después de este preámbulo vamos con la receta de hoy: unas brochetas de pollo lacadas con sésamo. Receta  del libro del Mariona Quadrada, Aperitivos y tapas caprichos de los sentidos, que son muy fáciles de hacer y aunque requiere encender el horno que quizá ahora resulte algo pesado, quedan muy bien para comidas o cenas informales o de picoteo.



Ingredientes:

  • 3 pechugas de pollo sin hueso
  • 2 cucharadas de miel
  • 50 ml. de salsa de soja
  • 4 cucharadas de ketchup
  • 2 cucharadas de sésamo tostado
  • Aceite y sal


Preparación:

Cortamos las pechugas de pollo en dados gruesos y los ponemos en un bol. Hacemos una mezcla con la miel, el ketchup y la soja y la echamos sobre el pollo y lo dejamos macerando durante aproximadamente una hora y media. Pasado el tiempo lo escurrimos y el caldo que quede lo ponemos a reducir hasta que espese y adquiera la consistencia de salsa pero sin que llegue a caramelizar.



Dejamos que esta salsa se enfríe un poco y pasamos los cubos de pollo por ella. A continuación los rebozamos con el sésamo. Los pinchamos en brochetas y los ponemos en el horno, previamente precalentado,  a 180º  durante unos diez minutos. Se puede servir caliente o frío.  Es importante no pasarse con el tiempo de horno para que no se sequen y queden jugosos.


Espero que lo disfrutéis.

Carpe Diem!

18 de julio de 2013

Patatas Bravas Clásicas

Normalmente en las propuestas de Whole Kitchen, siempre sigo la receta que nos dicen, ya sea porque no la he hecho con anterioridad o porque me gusta probar nuevas versiones, pero esta vez voy a poner la receta que normalmente hago y que nos gusta mucho.  La vi en el libro de Mariona Quadrada, Aperitivos y Tapas, Caprichos de los Sentidos y es igual a la que siempre hemos hecho en casa. De hecho la autora las llama "clásicas" porque dice que hay mucha diferencia entre éstas y las actuales, tanto en lo que se refiere a las patatas como a la salsa.

Whole Kitchen en su Propuesta Salada para el mes de Julio nos invita a preparar un clásico de la cocina española: Patatas a la Brava




Ingredientes:

  • 5 patatas grandes de pulpa blanca (kennebeck o red pontiac)
  • 2 cebollas
  • 6 ajos
  • 6 tomates maduros
  • 1 guindilla
  • pimentón dulce
  • 25 gr. de harina
  • 100 ml de vinagre de vino
  • 400 ml. de agua
  • sal y aceite



Preparación:

Para la salsa:
Pelamos y cortamos la cebolla en juliana. La ponemos en una sartén y la doramos. Añadimos los ajos pelados y enteros y dejamos que tomen color. Rallamos o trituramos el tomate y lo añadimos dejándolo hasta que reduzca y quede brillante. Añadimos la guindilla y salamos. Cuando el tomate este listo agregamos el pimentón y el vinagre y dejamos reducir. Añadimos la harina y mezclamos hasta intergrarla. Echamos el agua y cocemos unos 10 minutos o hasta que veamos que toma cuerpo. La pasamos por el colador chino o de  malla y reservamos.




Para las patatas:

Las pelamos, lavamos y cortamos a cubos. Las ponemos en una olla con agua caliente abundante y sal. Dejamos que arranque el hervor y las tenemos cociendo 5 minutos. Las escurrimos y dejamos enfriar. Luego las freímos en una sartén con abundante aceite caliente hasta que se doren por fuera y queden blandas por dentro.

Las escurrimos del aceite, les ponemos un poquito de sal y les añadimos la salsa.




Esta vez no podre ir a ver vuestras versiones hasta mi vuelta la semana próxima ya que estoy de vacaciones!!!  Pero así que venga a finales de mes me paso por vuestras cocinas.  Así que ésta es una entrada programada que espero se publique hoy 18.....

También quiero aprovechar para agradecer a Whole Kitchen el fantástico regalo del sorteo correspondiente a la propuesta del mes anterior. Me hizo una tremenda ilusión.  Muchas Gracias!!!!


Y ya no me enrollo más....!! Que tengáis un estupendo día!

Carpe Diem!

8 de julio de 2013

Tomate Confitado con Semillas de Sésamo

Creo que hoy es el primer día de calor fuerte que he notado este año. El calor agobiante me mata, y la gran suerte es que este año ha tardado un poco más en aparecer. Y gracias que tenemos aire acondicionado. Sé que tiene muchos detractores, pero para mí es un gran invento y gracias a él se hace más llevadero trabajar en estos días en lo que lo único que apetece es estar en la playa y en remojo. Pero como tenemos nuestras obligaciones y aún nos quedan unos días para las vacaciones, pues vamos a llevarlo de la mejor manera posible.

La propuesta de hoy es una ensalada fresca y fácil. Me encanta la comida norte-africana. Sus ingredientes, la combinación de especias, los aromas de sus cocinas... son irresistibles.  Y esta es una de esas ensaladas con un aroma y un sabor diferente. La combinación de la miel con el sésamo para mí es sensacional. 

Hace unos días vinieron a comer unos amigos a los que les gusta mucho el cous-cous y siempre suelo hacer además algún acompañamiento: hummus, moutabal, choutchouka, .... Esta vez, para variar, en lugar de choutchouka puse los tomates confitados.  Acompañado de pan de pita, como mezze, queda muy bien.





Ingredientes:
  • 8 tomates grandes y maduros 
  • 2 cucharadas de miel
  • 1 cucharada de semillas de sésamo tostado
  • aceite
  • sal
  • pimienta recién molida



Preparación:

Ponemos a calentar el horno a 140º.  

Colocamos los tomates en una fuente de horno, los rociamos con aceite de oliva y los ponemos en el horno previamente precalentado durante unos 20 minutos. Los sacamos del horno y cuando se hayan enfriado les quitamos la piel y las semillas y los cortamos a dados de 1 cm. aproximadamente.

Ponemos la miel en una sarten a fuego bajo y la dejamos un minuto, añadimos los tomates y los salpimentamos. Dejamos que se hagan a fuego lento unos 2 minutos y los retiramos del fuego. Los colocamos en una fuente y los espolvoreamos con las semillas de sésamo.

Lo conservamos en la nevera bien tapado para que no coja olores y refresque y 10 minutos antes de comer la sacamos para que se atempere un poco.



Esta receta es del libro Un Viaje Gastronómico por el Norte de África de Mourad Mazouz. Una ensalada fresca y con contraste de sabores.
Carpe Diem!